‘La revolución empieza en ti’ por María MB

Foto de cuandoyoencontreunsephora

La aguja del reloj no se detiene, los pasos acelerados a las ocho de la mañana, los sonidos estridentes de los coches en horas puntas y los tuppers calentando el puré de verduras en el microondas del comedor, marcan una rutina de la que nos cuesta salir.

Necesitas un momento de cordura para reestablecer prioridades pero cuando quieres pararte a pensar en qué cosas deberías modificar o mejorar de tu día a día; estás demasiado cansada para ello y decides que ya lo harás en otro momento. Cuando tengas tiempo.

Y, a pesar de no ser tu culpa, no encuentras ese momento para ti. Siempre hay otra persona con prioridad, un quehacer o un imprevisto de última hora que te impide centrarte en ti y solo en ti. Sin embargo, es imprescindible saber que la carencia de cuidados conllevará a la hecatombe del resto de actividades. Por ello, en el ‘Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer’ te invitamos a dar el paso y acercarte a la red de mujeres más próxima que tengas.

Cuidar de ti misma es la primera norma que debemos aprender y, aunque suele costar más de lo necesario (probablemente por el intento social de no ser una mujer egoísta), una de las formas más eficaces es rodearte de personas que estén pasando por lo mismo que tú, que entiendan tu situación y te ayuden a mejorarla.

En la mayoría de municipios existe una asamblea, asociación o café feminista al que poder acudir y comenzar así la andadura del auto-cuidado con perspectiva de género. Encontrarás tiempo para sentirte rodeada de personas con las que sentirte escuchada y escuchar. Y ahí, de esa forma, empezará tu propia revolución.

María MB